Categorías

¿A ti también te da miedo dejarlo todo para irte de viaje?

Cómo superé los miedos y presiones para cumplir mis sueños

Worldpackers_Bruna_Petalla

Viajar por el mundo es el sueño de mucha gente y también el mío. A los 20 me prometí a mi misma que antes de los 25 años tendría que haber pisado todos los continentes y esa promesa me perseguía todas las mañanas. Pero me pasaba lo mismo que a mucha gente, tenía miedo y desconfianza respecto a viajar sola - principalmente por ser mujer - y pensaba que tenía que tener mucho dinero.

Cuando pensaba en todo eso me moría de ganas por recorrer el mundo como los mochileros de los perfiles que seguía, pero acabé teniendo una vida normal, estudié marketing y trabajé en algunas agencias de publicidad los últimos cinco años.

En ese momento me encontraba en una perfecta zona de confort y me estaba empezando a adaptar a una rutina, pero cuando te das cuenta, han pasado los años y no has hecho casi nada de todo aquello con lo que soñabas.

Más que el miedo de arriesgarme en un viaje por el mundo, tenía miedo de que pasaran los años sin haber intentado hacer mi sueño realidad.

Fue entonces cuando, de alguna forma, el coraje para dejarlo todo y comenzar la aventura de viajar por el mundo apareció, brotó dentro de mí, con una fuerza inexplicable. No podía centrarme en otra cosa que no fuera pensar en ese viaje, en los lugares que quería conocer y en lo que me gustaría hacer.

Encontré proyectos inspiradores que me dieron confianza para viajar sola, me mostraron que era posible vivir esa experiencia con poco dinero, que sería posible trabajar a cambio de alojamiento y comida, y que hasta sería posible ganar un dinerillo extra con algunos trabajos temporales.

Es cierto que tenía algo ahorrado para viajar, pero era tan poco que cuando lo pienso, no sé en qué pasaba por mi cabeza cuando tomé la decisión de recorrer el mundo; pero lo del dinero tiene solución, lo que no podía perder era el coraje que me hacía pensar que todo era posible.

Más que viajar para tachar países de la lista, me gusta vivir las culturas, conocer locales, hacer amigos y descubrí que Worldpackers me ofrecía todo eso y de la mejor forma.

Trabajar en hostales a parte de ser una experiencia increíble - es verdad que tienes que compartirlo todo y que no tienes privacidad alguna-, te permite conocer la vida local al mismo tiempo que estás en contacto con gente del mundo entero.

Todos los días conoces por lo menos una persona que te va a inspirar todavía más, por diversos motivos. Además, te llevarán a lugares de los que nunca habías oído hablar.

Hace cinco meses que dejé Brasil, aunque siento como que desde mi primera parada hasta hoy ha pasado un año, a veces echo de menos mi casa, aunque de momento lo llevo bien. Ahora me voy a recorrer Europa, probablemente por el mediterráneo y tengo pensado hacer autostop la mayor parte del trayecto, haré Worldpackers en Croacia y seguiré viajando hasta que decida que ha llegado el momento de volver a casa.

Cuando decidí recorrer el mundo me propuse estar dos años viajando, pero he descubierto que no tengo una fecha de vuelta cerrada, voy haciendo el itinerario sobre la marcha y si todo sigue como hasta hoy, regresaré a Brasil con varios sellos en el pasaporte y el equipaje en la mente y el corazón, porque lo material no, pesa mucho en la mochila --la mía se llama Beth - y compartimos nuestra historia en Na Minha Mochila.

Una historia de la worldpacker Bruna Pétalla


¿Te gusta? Di gracias. ¿Dudas? Escribe un comentario :-)


Comentarios