Qué ver en Florencia: lo mejor para visitar en uno, dos o más días

Viajamos a la ciudad de las artes para conocer qué ver en Florencia dependiendo cuántos días tengas. Itinerario para un día, dos días o más.

9min

Que ver en Florencia

Florencia (Firenze), no solo es una de las principales ciudades de Italia para visitar, sino que se destaca como una de las joyas arquitectónicas, artísticas y culturales de Occidente.

Aunque actualmente no sea una de las más influyentes en términos políticos y económicos, Florencia fue la ciudad más importante de toda Europa entre el 1300 y 1500, lugar de nacimiento de los movimientos renacentista y neoclásico, de la ópera, de la Familia Médici, Michelangelo, Donatello, Botticelli, Leonardo, Américo Vespucio y Dante Allighieri, promotores del uso de otras lenguas en la literatura además del latín (del idioma toscano hablado en Florencia nace el italiano), y así se podría seguir durante varios artículos.

Definitivamente, nadie tuvo tanta influencia en las artes visuales como los florentinos, ni antes ni después de su período de esplendor. En 1300, el Papa Bonifacio VIII dijo que Aristóteles se había equivocado, porque el universo estaba hecho de cinco elementos, no cuatro: tierra, aire, fuego, agua y florentinos.

Por esto es que los lugares que recomiendo en esta guía sobre qué ver en Florencia son una muestra de que toda visita es un viaje a la ciudad de las artes.

También te puede interesar: Los 14 mejores consejos para viajar barato por Italia y la mega guía para visitar Venecia con poco presupuesto y como un local


Vista de Florencia desde lo alto del Duomo

Qué ver en Florencia en un día

Muchos turistas, apurados por tratar de exprimir al máximo su tiempo en Italia, solo le dedican a Florencia un día de su itinerario. Si está en tus posibilidades, te recomiendo que como mínimo sean dos días, ya que en uno no tendrás tiempo más que para un superficial paseo.

Pero si un día es con lo que contás, este recorrido ordenado geográficamente te va a llevar por la mayoría de los principales puntos de la ciudad.

Galería de la Academia

Hay muchos museos y galerías de arte con colecciones más grandes que la de la Accademia, pero la fama mundial de esta se debe a que es el lugar donde se encuentra el David de Michelangelo, una de las esculturas más importantes que existan.

Esta obra maestra del renacimiento marcó un antes y un después al romper con la típica imagen del David que se tenía hasta ese momento (1504), mostrando un hombre joven, musculoso y lleno de vitalidad.

Además del David, en la sala hay otras obras inacabadas de Michelangelo, como también de otros autores italianos.

La galería no es muy grande, por lo que podés visitarla en menos de una hora si no tenés tiempo. Es recomendable que reserves la entrada con anticipación y vayas cuando abre, a las 9 AM. Tené en cuenta que los lunes está cerrada.


El David de Michelangelo

Piazza del Duomo

Después de visitar L’Accademia, podés caminar hasta la Piazza del Duomo, donde está la espectacular Catedral de Santa María del Fiore, además de otros edificios históricos como el Campanario de Giotto y el Baptisterio de San Juan.

La Catedral de Florencia es una de las más bonitas y grandes de Europa, siendo la tercera en tamaño después de las de San Pedro en Roma y la St Paul's Cathedral de Londres

La entrada al interior de la catedral es gratuita, pero si querés visitar otros lugares como su cúpula (la joya máxima), el baptisterio, el campanario o el Museo dell'Opera del Duomo, tenés que sacar tickets por separado.

Los domingos y feriados la catedral está cerrada para visitas. De lunes a sábados está abierta de 10:15 a 16:15. No se permite el ingreso con hombros ni rodillas descubiertas.


Plaza del Duomo a la noche. Florencia, Italia

Piazza della Signoria

En dirección al río, no dejes de pasar por la Plaza de la Señoría, que es una de las más lindas e importantes de Florencia, junto a la del Duomo.

Ubicada en el corazón del casco medieval de la ciudad, en esta plaza con forma de L hay varios edificios de importancia, entre los que se destaca el Palazzo Vecchio (Palacio Viejo) de 1314 con su monumental Torre di Arnolfo. Actualmente varias salas funcionan como oficinas del ayuntamiento, pero las principales están abiertas como museo, exponiendo murales y cuadros de artistas florentinos.

El otro edificio estrella es la Logia (Loggia dei Lanzi), que es la galería con arcos que está al lado del Palazzo Vecchio, con esculturas del período renacentista.

De hecho toda la plaza está llena de espectaculares esculturas, aunque las más valiosas, que son el David de Michelangelo y dos de Donatello, fueron reemplazadas por réplicas. El David está en L’Accademia, el león Marzocco en la Galería Bargello, y la Giuditta e Oloferne en el Palazzo Vecchio.


Palazzo Vecchio y la Logia de la Piazza della Signoria al atardecer

Galería Uffizi

A pocos metros de la Piazza della Signoria está una de las galerías de arte más importantes del mundo: la Galleria degli Uffizi. De hecho, el nombre “galería” para llamar a los espacios de exposición de arte, viene de acá.

La visita a la Uffizi puede ser intimidante por su tamaño, en especial si estás corto de tiempo y querés ver las obras más importantes. Y de eso hay muchísimo, desde la más buscada: “El nacimiento de Venus” de Botticelli, pasando por joyas de Michelangelo, Raffaello, Caravaggio y da Vinci.

Te recomiendo que hagas la tarea antes de tiempo buscando dónde están las obras que querés ver. Muchas de las más famosas están en el piso superior. También que saques la entrada con anticipación y vayas a primera hora de la mañana o por la tarde, tipo 16 hs, para evitar las largas filas.

Abierta de martes a domingo de 8:15 a 18:50.


Interior de la Galería Uffizi en Florencia

Ponte Vecchio

Caminando unos metros junto al río vas a llegar a otro de los símbolos indiscutidos de Florencia: el Ponte Vecchio (Puente Viejo). Este no es uno más de los puentes que cruzan el río Arno, sino el más colorido e importante de todos los de la ciudad.

En el interior hay joyerías, una tradición comercial que se mantiene desde que el puente actual fue terminado de construir en 1345. Se dice que esto se debe a que el puente era una zona libre de impuestos. Los vendedores ponían mesas con sus productos a lo largo del camino, y al que no podía pagar sus deudas los soldados de la ciudad le rompían su puesto (de ahí viene el término bancarrota).

Pero antes de cruzarlo no dejes de mirarlo de ambos lados de su exterior para apreciar sus características “casas colgantes”


El Ponte Vecchio es uno de los lugares que ver en Florencia

Con todos esto no creo que te de tiempo para mucho más en una visita de un día a Florencia.

Aunque al leerlo no parezca mucho, cada lugar merece su tiempo, además de que no se trata de ir corriendo de uno al otro para tildar casilleros sino de disfrutarlos y darte espacio para las sorpresas que vayas encontrando de camino.

Si todavía tenés tiempo y energía para seguir turisteando, podés agregar alguno de los lugares del itinerario de dos días.

Qué ver en Florencia en dos días

Con un día más en tu itinerario por Florencia, podés pasear más relajado y dedicarle más tiempo a cada lugar. Al itinerario de un día, podés sumarle estos destinos:

Mercato Centrale

Está muy cerca del Duomo, así que podés frenar de pasada entre este y la Piazza della Signoria.

Como su nombre lo dice, es el mercado central de Florencia, diseñado por el mismo arquitecto de la estupenda Galleria Vittorio Emanuele II de Milán, así que no solo tiene sentido visitarlo para picar algo al paso, sino también por su estructura.

Dentro del mercado hay varios cafecitos y cientos de puestos de comida. En el piso superior hay un patio de comidas, así que podés almorzar acá, aunque si estás en un viaje de mochilero siempre podés ahorrar bastante comprando en los supermercados.

En los alrededores del mercado techado también está lleno de puestos, principalmente de ropa y productos de cuero. A este mercado callejero se lo llama Mercado de San Lorenzo, que es el nombre del barrio.


Exterior del Mercato Centrale visto desde lejos

Basílica de San Lorenzo

Florencia está llena de iglesias fantásticas, que lógicamente no podés ver todas en dos días de viaje. La de San Lorenzo está muy cerquita del Mercado Central, así que de camino podés pasar y aunque sea darle un vistazo al interior.

La fachada inacabada del exterior puede dar la impresión inicial de que es un lugar sin gran valor, pero en el interior es donde reluce. Es uno de los lugares donde podés ver una obra de Michelangelo sin pagar una entrada: la sacristía nueva, a la derecha de altar mayor, fue diseñada por él a encargo de la familia Médici, que como sabrás fue la más influyente en la historia de Florencia.

Hablando de los Médici, la fastuosa Capilla de los príncipes (foto de abajo), que fue agregada tiempo después a la estructura original, es el lugar de sepultura de muchos miembros de la familia. El ingreso es aparte de la basílica y hay que pagar entrada.


Interior de la Capilla de los príncipes en Florencia

Palazzo Pitti

Si después de las anteriores todavía no estás cansado de visitar galerías de arte (y de gastar en entradas), queda una más de las que se destacan entre las más importantes de Europa.

El Palazzo Pitti está del otro lado del Arno, muy cerca del Ponte Vecchio. Aunque su arquitectura exterior no llama mucho la atención, es adentro donde está su gran valor.

Originalmente residencia de Luca Pitti, un banquero local, esta enorme mansión de 1458 al poco tiempo fue comprada por los Médici, y luego residencia de los reyes de Italia. Fue recién a principios del siglo XX que fue donada al estado para que se abriera al público como museo, con toda su enorme colección de arte.

La Galería Palatina es la más famosa de todas, guardando la colección privada más importante de la Familia Médici, y eso no es poco decir en Florencia.

Contiguo al palacio está el Jardín de Bóboli, una belleza paisajística donde vas a encontrar más esculturas de las que Florencia te va a acostumbrar, la fuente de Neptuno y la espectacular Gruta Grande.

Podés comprar la entrada para solo uno de los dos lugares o el ticket combinado que es un poco más barato.


Palacio Pitti visto desde el Jardín de Bóboli

Piazzalle Michelangelo

Terminá el día subiendo a este parque público para ver el atardecer. Está a media hora caminando desde el Palacio Pitti así que lo mejor es hacer ambos por la tarde.

Desde esta plaza hay una muy buena vista panorámica a la ciudad, con la típica imagen de la cúpula y el campanario del Duomo sobresaliendo del resto del casco histórico. Es un excelente lugar para hacer un picnic mientras descansas del paseo.

Eso sí, por la tarde se llena de gente, así que si querés tranquilidad vas a tener que ir a la mañana temprano.


Vista de Florencia con el Duomo sobresaliendo del resto de las construcciones

Qué hacer en Florencia con más tiempo

Hasta acá recorrimos los principales puntos turísticos que ver en Florencia. Con tres o más días podés dividir los atractivos para no tener el itinerario tan cargado, dosificando la intensidad de arte para no quedar sobrepasado de Michelangelo y los Médici.

Al ser un destino tan turístico, es muy probable que también te canse la cantidad de grupos de turistas que llenan los lugares más conocidos, así que es bueno tomarlo con calma.

Desde ya que hay muchos lugares más por conocer, como el Museo Bargello, antigua prisión reconvertida en galería que alberga una de las colecciones de esculturas más destacadas del mundo (sí, ya sé que dije esto varias veces, pero es así). Como también disfrutar de los artistas callejeros frente al Palazzo Vecchio por la tarde.

Por todo lo que hay para ver en Florencia, lo ideal es poder pasar más de una semana, ya que esto te permitiría caminarla, apreciar sus detalles que se pasan por alto cuando estamos con poco tiempo y poder disfrutar simplemente del ambiente.

Claro que pasar un tiempo largo en Florencia implica un gasto muy grande, ya que los precios de alojamiento no son nada baratos. Pero hay muchas maneras de ahorrar en un viaje largo, y una de ellas es para viajar sin pagar alojamiento


Río Arno en el centro de Florencia

Voluntariado en Florencia

En la plataforma Worldpackers podés postular a varias vacantes de voluntariados en Florencia.

Por ejemplo, podés ser parte del staff de este hermoso hotel rural en un pueblo de las afueras de la ciudad o ayudar en la recepción de este hospedaje en el centro de Florencia. Si preferís una experiencia única en contacto con la naturaleza, podés dar una mano en la renovación y jardinería de un castillo medieval

En todos los casos, a cambio de tu ayuda recibirás hospedaje y -dependiendo del acuerdo- las comidas pueden estar incluidas también.

Esto hace no solo que ahorres mucho dinero sino también que puedas conocer a fondo Florencia, lugares no turísticos de la zona, y al convivir con locales tener un acercamiento cultural único.

Además de Florencia, hay muchas oportunidades para hacer voluntariados en Italia

Conocé más sobre los voluntariados: Qué es y cómo funciona un intercambio de trabajo: la guía completa y Qué es el voluntariado: generando un impacto positivo

¿Te gustan estas ideas? Creá un perfil gratuito en la comunidad de Worldpackers y empezá a guardar tus vacantes de voluntariado favoritas.



Deja tu comentario aquí

Escriba aquí sus preguntas y saludos al autor

Más sobre el tema